El encanto de la inteligencia artificial

¿Viste la película de 2015 Chappie? Ambientada en el siglo XXII en Sudáfrica, se trata de una fuerza policial robótica que combate el crimen, el desarrollo de un chip de inteligencia artificial y un robot llamado Chappie que comienza a pensar como un humano. Incluso desde 2001, cuando el drama de ciencia ficción “La Inteligencia Artificial” de Steven Spielberg llegó a los cines, los robots humanoides y la inteligencia artificial han sido considerados sinónimos. En realidad, sin embargo, la industria de la inteligencia artificial es mucho más amplia. Esta parte esencial del sector de la tecnología tiene como objetivo crear máquinas inteligentes de todo tipo que funcionen y reaccionen como los humanos.

La Inteligencia Artificial (IA) es una de las industrias más populares tanto para las empresas de nueva creación como para los inversores. Según un informe reciente de McKinsey & Co., que analiza las industrias, la actividad empresarial desatada por los nuevos desarrollos de inteligencia artificial atrajo tres veces más inversión en 2016 —entre US$ 26.000 millones y US$ 39.000 millones— que tres años antes. Los inversores ven la IA como un gran lugar donde invertir su dinero, especialmente en EE. UU. y China.

Si todo esto te suena como algo muy poco mundano, no lo es. En la actualidad, la IA es mucho más una realidad informática que ficción, y es probable que sea una parte importante de tu futuro. A continuación te presentamos cinco hechos rápidos para ayudarte a hacerte una idea del alcance de la inteligencia artificial.

¿Qué es la IA? KWHS llamó al estudiante de secundaria Homer Wang, estudiante de último año de la St. Michael’s University School en Victoria, Canadá, para ayudarnos a comprender mejor la IA. Wang está interesado en la tecnología y ha investigado mucho sobre cómo la IA repercute en la economía empresarial global del siglo XXI. En un artículo que escribió, Wang describe la IA como “mentes realizadas por el hombre”, y añadió que “el objetivo principal de la IA es hacer que las máquinas sean más inteligentes”. Dicho de otro modo, la inteligencia artificial es inteligencia humana exhibida por las máquinas. A menudo se menciona junto con la IA el campo del aprendizaje automático, que se refiere al diseño y el desarrollo de algoritmos y técnicas que permiten que las computadoras aprendan. Es un enfoque para lograr la inteligencia artificial. También escucharás el término aprendizaje profundo asociado con la IA, que es una técnica para implementar el aprendizaje automático. Según expertos en tecnología, el aprendizaje profundo utiliza “redes neuronales profundas (NDN) en muchas capas para aprender niveles de representación y abstracción que dan sentido a datos tales como imágenes, sonido y texto”. Todos estos factores están contribuyendo al crecimiento explosivo de la industria de la inteligencia artificial.

La IA está a tu alrededor. No necesitas dirigirte al laboratorio de robótica para encontrar aplicaciones innovadoras de inteligencia artificial. Los altavoces digitales como el Amazon Echo (Alexa), Google Home y el Apple HomePod, que pronto será lanzado, todos usan sistemas de IA para escuchar las órdenes y responder. De acuerdo con un artículo en The Motley Fool, “varios avances recientes en la IA ya han llegado a nuestra vida diaria”. Otros ejemplos incluyen un conjunto de algoritmos de inteligencia artificial para reconocimientos faciales y de imágenes que etiquetan fotos en Facebook, y no nos olvidemos de Siri, Cortana y otros asistentes digitales amigables en nuestros teléfonos inteligentes que nos ayudan a utilizar las tecnologías de inteligencia artificial, como el reconocimiento de voz y el procesamiento del lenguaje natural.

La IA está de moda. El ruido en torno a la tecnología IA en este momento podría ahogar incluso al RoboBee más ruidoso (que, dicho sea de paso, es un nuevo robot híbrido activado por IA que puede volar, sumergirse en el agua, nadar y propulsarse hacia atrás). Ingenieros e informáticos de todo el mundo están investigando y desarrollando tecnologías de inteligencia artificial a gran velocidad. De hecho, un grupo de ellos que han trabajado arduamente en OpenAI, un laboratorio de inteligencia artificial en San Francisco, California, fundado por el consejero delegado de Tesla, Elon Musk, acaba de comenzar su propia compañía llamada Embodied Intelligence, que se especializa en algoritmos complejos que permiten que las máquinas aprendan tareas por sí mismas. Esta es una de las muchas compañías nuevas que trabajan para desarrollar la tecnología de la inteligencia artificial.

La IA está cambiando el mundo. Durante la conferencia AI Frontiers que se realizó este mes en Silicon Valley, el orador principal Andrew Ng dijo: “La IA es la nueva electricidad”. Así como la electricidad transformó la forma en que las industrias funcionaron en el siglo pasado, la inteligencia artificial tiene el poder de cambiar sustancialmente la sociedad en los próximos 100 años. Tenemos asistentes en el hogar. ¿Lo siguiente? Robots domésticos. Muchas compañías están trabajando arduamente para desarrollar inteligencia a nivel humano en robots. Durante AI Frontiers, Mayfield Robotics presentó a Kuri, un robot de acompañamiento y camarógrafo destinado al hogar. Kuri tiene sensores de profundidad para mapear la casa y usa imágenes para mejorar la navegación. También tiene características de detección de mascotas y personas para que pueda sonreír o reaccionar cuando están cerca. Kuri también tiene reconocimiento de lugar, por lo que recordará que ha estado en un sitio antes incluso de si la iluminación ha cambiado. “Su trabajo es llevar un poco de vida a tu hogar. Ella proporciona entretenimiento: puede reproducir música, podcasts, audiolibros. Puedes verificar tu casa desde cualquier lugar”, señaló Kaijen Hsiao, jefe de tecnología de Mayfield’s. Kuri llegará al mercado al precio de US$ 799 en diciembre.

Conseguir un trabajo en IA. Los científicos informáticos nos dicen que el campo de la IA requiere bases sólidas en matemáticas, tecnología, lógica e ingeniería. Las carreras en IA usan automatización, robótica y sofisticados programas y programas informáticos. Las habilidades específicas que serán útiles a los incipientes trabajadores de IA incluyen probabilidad, estadística, álgebra, cálculo, lógica, algoritmos, física, ingeniería, informática, lenguajes de programación y codificación. Dado que muchos tecnólogos están llevando sus conocimientos de IA a la comunidad de start-ups, las habilidades de emprendimiento también son útiles. Los trabajos específicos que realizan los profesionales de IA incluyen a los técnicos quirúrgicos que trabajan con robótica, ingenieros eléctricos y de fabricación, analistas y desarrolladores de software, ingenieros mecánicos y especialistas en algoritmos. El Instituto de Ingenieros Eléctricos y Electrónicos dice: “Casi todas las industrias necesitan empleados con habilidades de inteligencia artificial, incluida la sanidad y la agricultura”. Además de la educación, conseguir un trabajo en IA significa seguir de cerca las noticias de la industria para estar al tanto de los últimos avances en un campo realmente rápido.

This entry was posted in Artículos, Tecnología. Bookmark the permalink. Follow any comments here with the RSS feed for this post.

Join the Discussion